No fue la voluntad del pueblo sino la del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que impuso la salida del alcalde del municipio Iribarren del estado Lara, Alfredo Ramos, cuando emitió una sentencia en la que informó sobre el cese de sus funciones y su inmediata privativa de libertad para cumplir una sentencia de 15 meses en prisión.

La Sala Constitucional declaró que el burguemaestre estaba en desacato al amparo cautelar dictado mediante la sentencia N° 400 del pasado 01 de junio, luego de que se le exhortaba no permitir barricadas y desorden público dentro de la jurisdicción.

Alfredo Ramos quedó destituido, se le declaró falta absoluta, se le prohibió la salida del país, fue inhabilitado políticamente y detenido públicamente.

A la sentencia se le suman “las accesorias de ley” y quedará a la orden del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin), quien lo fue a buscar a la sede de la Alcaldía de donde se lo llevaron pese a la resistencia y a la protesta pacífica de los trabajadores.

“Permanecerá en este lugar hasta que un juez de primera instancia en funciones de ejecución determine el sitio definitivo de reclusión”, reseña la nota del TSJ, según precisó el magistrado Juan José Mendoza Jover, presidente de la Sala Constitucional del Máximo Juzgado.

Ramos había expresado en una concentración realizada en las adyacencias del Palacio Municipal que defendería su espacio y desconocería cualquier sentencia.

“El pueblo es el único que puede decidir mi salida  de la alcaldía de Iribarren a través del voto (…) desconoceremos cualquier sentencia  de un Tribunal Supremo de Justicia  ilegitimo e inconstitucional, electo fuera de las normativas establecidas en la Constitución Bolivariana de Venezuela”.

El alcalde del municipio larense Palavecino, José Barrera, reiteró que en Venezuela hay una persecución en contra de todos  los alcaldes que conforman  la Mesa de la Unidad Democrática, en este sentido destacó la importancia de continuar unidos en la lucha  por un cambio de modelo de gobierno en el país.

 

El TSJ también llamó a presentación el próximo 2 de agosto al alcalde del municipio Libertador de Mérida, por el mismo caso. Alfredo Ramos se uniría a la lista de otros alcaldes opositores destituidos y detenidos por el gobierno de Nicolás Maduro: Daniel Ceballos, Enzo Scarano, Antonio Ledezma, Lumay Barreto, Warner Jiménez, Delson Guárate y Gustavo Marcano.

Menú de cierre