El ex ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, dijo que el presidente Nicolás Maduro logró lo que nadie había hecho: fracturar la estructura monolítica de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb) con la propuesta de la Asamblea Nacional Constituyente.

En una nota de Panorama, el militar en situación de retiro insistió en la necesidad de suspender el proceso en marcha, que tendrá el 30 de julio la elección de los integrantes de la Asamblea Nacional Constituyente.

“Yo le digo al Presidente lo que dice la biblia, esfuérzate y se valiente, se valiente y reconoce el error, se valiente y asume la necesidad de retirar esa propuesta o por lo menos suspenderla en el tiempo y retomar el hilo constitucional, retomar la constitución como el pacto social de todos los venezolanos, eso implica, retomar el cronograma electoral, hacer de inmediato las vencidas y decir cuándo inmediatamente ocurrirán las que tienen que hacerse”, expresó.

Interrogado sobre la designación del alto mando militar, Rodríguez Torres señaló que Maduro hizo una razzia de la promoción de 1985. Ascendió a la de 1986 y de la 1984 solo queda Vladimir Padrino López, ministro de la Defensa, a quien le restó poder al quitarle el Comando Estratégico Operacional.

“Hay un reacomodo ante la profunda crisis que hay dentro de la Fanb, pero el descontento sigue allí. Puedes cambiar los mandos, pero la realidad está ahí”, dijo.

Señaló que el gobierno ha hecho varias reuniones con unos 600 generales, incluida una con la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena, para tratar de convencerlos de la necesidad de una constituyente.

Reiteró que la ANC, tal como fue convocada es ilegítima y en nada resuelve los problemas del país. “Hay que agrupar a todas las fuerzas posibles y apoyar el trabajo institucional de la fiscal (Luisa Ortega Díaz)”.

En el acto de conmemoración de los 196 años de la Batalla de Carabobo, Maduro dijo que: “Hay quienes hablan a nombre de la Fuerza Armada habiendo sido depositarios de la confianza de Chávez y la mía. Andan tocando militares, hay uno de ellos que trabaja para la CIA, tengo las pruebas por eso lo eché del gobierno, él va a hablar en Washington y va a decir que habla en nombre de ustedes”, dijo a los militares presentes sin mencionar directamente a quien se refería.

Horas después, el diario oficialista Últimas Noticias publicó horas más tarde una información según la cual Rodríguez Torres le pasaba información a la Agencia Central de Inteligencia (CIA) a cambio de protección.

Ante los señalamientos, Rodríguez Torres, colgó en su cuenta de Twitter que “están desatados los laboratorios de guerra sucia de siempre, ya conocidos por lo chambones. De paso son bien malos en sus montajes”.

Menú de cierre