Dos resoluciones, dos votaciones, pero la Organización de Estados Americanos (OEA) no consiguió, por segunda vez, alcanzar un consenso que le permita suscribir un documento sobre la crisis venezolana. En un reporte de Globovisión, se reseñan las incidencias de la cita que reunió a los cancilleres de la región ante la cumbre del organismo multilateral.

Hechos. Por segunda vez, en menos de un mes, la OEA realizó un encuentro con casi todos los ministros de Relaciones Exteriores de la organización para discutir la crisis en Venezuela, pero no logró que hubiera un consenso al final de la reunión con respecto a los proyectos de acuerdo presentados.

Acciones. Durante la reunión se llevó a cabo una consulta de dos proyectos de declaración, los cuales poseen propuestas para el país; sin embargo, ninguno logró obtener la votación suficiente para su aprobación. El secretario general adjunto de la OEA, Néstor Méndez, aclaró que una resolución fue propuesta por San Vicente y las Granadinas y la segunda fue hecha por la presidencia del organismo.

Primera propuesta. El documento de la presidencia del ente multilateral, llamaba al “cese inmediato de los actos de violencia y las hostilidades cometidas por cualquiera de las partes” en Venezuela. Se pedía además el “absoluto respeto a los derechos humanos, al Estado de Derecho, a la separación de poderes, a los procesos constitucionales, inclusive un calendario electoral, conforme a lo acordado por la oposición y el gobierno de Venezuela en el proceso de diálogo nacional del año pasado”.

Segunda propuesta. El proyecto planteado por San Vicente y Las Granadinas recibió a su vez fuertes críticas debido a que varios países miembros expresaron que se habían cambiado varias resoluciones sin el consentimiento de los países del Caricom, quienes en primera instancia, el pasado 31 de mayo, apoyaron el documento.

Votación. EL texto de la presidencia de la OEA, el cual se viene discutiendo desde la pasada reunión del 31 de mayo en Washington, obtuvo: 20 países a favor, ocho abstenciones, cinco en contra y un país ausente (Venezuela). Por su parte, el documento ofrecido por San Vicente y las Granadinas logró ocho países a favor, 11 abstenciones, 14 en contra y un país ausente. Ninguna votación logró reunir los 23 votos -de 34 delegaciones- requeridos.

Venezuela. La canciller de la República, Delcy Rodríguez, criticó que la OEA quiera suprimir la Asamblea Nacional Constituyente, promovida por el presidente Nicolás Maduro, y aclaró que “eso no va a ocurrir, porque Venezuela es independiente y soberana, y sus decisiones se ejecutan sin ningún tipo de mandato foráneo”. Al mismo tiempo, señaló que Venezuela no reconoce esta reunión de consulta “por lo tanto los resultados que vengan de ella, cualquiera sean los resultados, Venezuela no lo va avalar”, e incluso entregó 10 declaraciones con la que dio por retirada a la nación del organismo.

Suspensión. Al no lograr un consenso, la presidencia del organismo declaró la sesión en suspensión. “La solución es continuar con el diálogo y la única forma de continuar este diálogo es seguir manteniendo esta sesión sin una fecha determinada sino poder, a través de la vía diplomática, seguir tratando defender a los consensos que necesitamos”, detalló el embajador de Relaciones Exteriores de Guatemala, Carlos Raúl Morales, quien presidió la reunión.

 

Menú de cierre