Luego que el Consejo Nacional Electoral (CNE) anunciará que permitirá que los electores de 750 centros electorales voten en un punto diferente el 30 de julio, cuando se elijan los miembros de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), el Coordinador Nacional de Asuntos Electorales ante el Consejo Nacional Electoral por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Vicente Bello, denunció que la medida implica la legalización del voto doble.

En una nota de El Universal, Bello desaltó que ya era preocupante que se haya suspendido la verificación biométrica (uso de captahuellas) en ese proceso comicial, cuando “el CNE se ha empeñado en defender como mecanismo de seguridad”, y ahora anuncian que en 45 municipios del país van a existir “mega centros” para que los venezolanos que “por cualquier razón digan que no han podido ejercer el voto” tengan la alternativa de hacerlo en ellos, diferentes a sus centros de votación oficiales registrados ante el CNE.

“El CNE ayer suspendió el control obligatorio que existe en las principales capitales de estado, en las principales áreas metropolitanas donde concurren varios municipios. Ellos dicen que por razones de inseguridad, que no es otra cosa que los lugares donde los venezolanos tienen derecho a protestar contra esa elección fraudulenta”, denunció Bello.

Agregó que “el CNE está legalizando” que los ciudadanos queden “habilitados para votar en dos centros el mismo día: en un centro donde les corresponde según el registro electoral del país y existirán centros electorales adicionales, de contingencia, en los 45 municipios del país”.

Ejemplificó que los ciudadanos “podrían votar hasta dos veces en los municipios ubicados en el Distrito Capital, en Baruta, Chacao y El Hatillo; en el municipio Maracaibo; en Irribarren, capital del estado Lara; en la capital del estado Falcón; así mismo podrán votar dos veces en Barcelona y Puerto La Cruz en el estado Anzoátegui”.

En opinión de Bello, esta no es la primera vez que la presidenta del Poder Electoral actúa en contra de la Constitución Nacional, ya que -sostiene- Lucena es “responsable, cómplice” de la suspensión de los tres diputados por los estados Amazonas y Apure, electos en las legislativas de diciembre de 2015; “maniobró para obstaculizar la recolección de firmas” del Referendo Revocatorio del presidente de la República; “ella misma impidió la convocatoria” a ese proceso electoral al plegarse a sentencias de tribunales “que no tienen competencia en materia electoral”; no cumplió con la obligación de realizar las elecciones de gobernadores en diciembre de 2016; “mintió al país” cuando se comprometió a realizar esos comicios en el primer semestre de este año y también “es cómplice de la convocatoria fraudulenta de la ANC de Nicolás Maduro”.

Menú de cierre