El analista político Edgard Gutiérrez (@gedgard) vislumbra que la negociación en el presente conflicto político en el país llegará antes o después del mismo, pero llegará. En su opinión ocurrirá en paralelo o a contracorriente de la opinión pública. Dijo que es  lamentable se siga postergando luego del saldo violento en los últimos meses.

Señaló que la animadversión a la negociación se debe a las malas experiencias en el pasado en la historia cercana de Venezuela. Recodó la mesa de negociación en el año 2003 donde el único acuerdo que se concretó fue el referéndum revocatorio, asimismo, ocurrió con el dialogo en 2014, y 2016 que a pesar ser mediáticamente públicos no obtuvieron mayores resultados. Añadió que hasta el Vaticano se pronunció ante la ausencia de cumplimiento de lo acordado.

Sobre el rol del ex presidente Zapatero, asegura ha fungido como mediador en busca de un acercamiento entre gobierno y oposición, en su opinión el haberse quedado unos días más en el país denota que las intenciones de lograr un acuerdo entre las partes continua. Afirmó que el manejo “poco profesional” sobre las comunicaciones de la negociación han contribuido al desprestigio de la acción medidora.

Sobre el llamado al diálogo por parte del presidente Maduro a la oposición, el también director de la firma Venebarometro, explicó que no fue precisamente  planteado en igualdad de condiciones entre las partes, al contrario pretende una sumisión del adversario. Advirtió que ningún proceso de encuentro de entendimiento puede conducirse de esa manera “es como gasolina al fuego” dijo.

A juicio de Gutiérrez el escenario más probable al consumarse la asamblea nacional constituyente es una avanzada de la política fundamentalmente represiva que va a obstaculizar mucho más que se genere un entendimiento y el conflicto terminará por agraviarse.  

Edgard Gutiérrez, fue entrevistado en el programa “En Este País”, conducido por Andrés Cañizález (@infocracia) y Piero Trepiccione (@polis360), transmitido por la Red Nacional de (@radiofeyalegria)

 

Menú de cierre