Conozca las causas: 42% de adolescentes venezolanas quieren embarazarse a corto plazo

Conozca las causas: 42% de adolescentes venezolanas quieren embarazarse a corto plazo

Del Boletín del Subcomité de Embarazos en Adolescentes (PDF, Febrero 2015), publicado por el Instituto Nacional de Estadísticas, que señala el trabajo de una importante cantidad de instituciones públicas junto al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), se desprende que 42% de las adolescentes venezolanas quieren ser madres a corto plazo tras una investigación que inició en 2013 y se extendió por dos años.

El objetivo de la publicación, que llega a su octava edición, es la de brindar “información oportuna y de calidad para la toma de decisiones” para el diseño de políticas públicas que atiendan este tema que consideran “necesidad urgente” tras determinarse que 42.5% de la población de Venezuela son niños y adolescentes.

Educación versus embarazo

El documento señala que según el Censo de Población y Vivienda, el 10% de las adolescentes entre 12 y 19 años -entre quienes respondieron al Censo- revelaron haber tenido al menos un hijo, esto es, 195 mil 501 venezolanas. Además, que el 22% de las mujeres que tuvieron hijos en el 2012 tienen menos de 20 años, como explica esta infografía de El Cambur. Aún sin poder corroborar si el embarazo causó la deserción escolar o éste se dio después del abandono de las aulas, también estipula que el 72% de las adolescentes en estado de gravidez están fuera del sistema educativo.

Al evaluar el nivel de estudio, entre las que no tienen hijos hay una mayor cantidad de mujeres con títulos universitarios y de institutos técnicos superiores (10,42%) que entre las madres (7,47%) mientras sucede lo contrario entre quienes estudian primaria y educación media con 87,74% entre quienes aún no se han dado a luz mientras entre quienes tienen hijos acumulan un 89,44%.

Aunque el 85% de casos de embarazo adolescente están entre los 15 y 17 años, revela el documento, ha aumentado la incidencia en edades precoces (de 10 a 12 años) mientras las más altas tasas de fecundidad están en cerca de 50 de los 335 municipios del país, donde coincide las altas tasas en menores de 20 años.

De interés  Perfil: Luis López Chejade, nuevo viceministro de hospitales y actual Director de Salud de Aragua

Estudiantes embarazadas

El Boletín también exhibe la frecuencia de edad de las niñas y adolescentes en estado de gravidez según su nivel de estudio.

Entre quienes estudian aún en primaria, la edad más común de las embarazadas es 14 años con 28,32%, seguida de 12 años (21,39%) y 13 años (19,08%) mientras que si se observan las que están en la educación media, entre los 16 y 17 años está cerca del 60% de los embarazos.

Evaluando causas

La investigación “Diagnóstico de los Factores Generadores del Embarazo a Edad Temprana y en Adolescentes” entrevistó a 24 adolescentes de Zulia, Miranda y Distrito Capital, encuestó a 17 mil hogares y recolectó testimonios en la Maternidad “Concepción Palacios” (Distrito Capital), el Hospital General Cuatricentenario (Edo. Zulia) y el Hospital “Eugenio D’ Bellard”, ubicado en Guatire (Edo. Miranda) como parte de un trabajo conjunto entre el Instituto Autónomo Consejo Nacional de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes (IDENNA) y BID, en marco del convenio (firmado en 2013 con un aporte no reembolsable de 993 mil 396 dólares) de “Cooperación Técnica para el Diseño de un Modelo de Intervención para la Prevención del Embarazo a Edad Temprana y en los Adolescentes” adecuado para Venezuela. El mismo encontró que 42,9% de las adolescentes quería tener un bebé, lo que subía a 49,7% en el Zulia.

Del estudio el boletín extrajo las siguientes conclusiones como causas y posibles soluciones:

  1. Las adolescentes salen a edades tempranas del hogar para el establecimiento de uniones consensuadas de parejas, incluso antes del embarazo, debido a la violencia intrafamiliar.
  2. El embarazo adolescente es reconocido y significativamente valorado en las familias como parte de la realización personal de ser mujer en la cultura popular.
  3. La madre es la primera que se entera del embarazo y ante cualquier eventualidad, constituye el factor de protección por excelencia, detrás de lo cual existe un entramado de relaciones desiguales de género.
  4. Las adolescentes conocen y cuentan con información sobre métodos anticonceptivos. Sin embargo, los mitos y falsas creencias en cuanto a su uso constituyen una limitante para la toma de decisiones sobre el ejercicio de su sexualidad y derecho al placer, considerando que en muchos casos prevalece un deseo, a veces de manera inconsciente, de ser madre.
  5. Las adolescentes cuentan con metas poco claras sobre sus proyectos de vida, en términos de crecimiento personal, espiritual, material y profesional.
  6. Reconocen del papel que debe jugar la familia en la comunicación y dinámicas de relación adulto-adolescente. Por ello es necesario brindar atención, apoyo, establecimiento de límites dentro de sus familias; y contar con espacios para ser escuchados y crear programas de fortalecimiento.
  7. Las adolescentes identifican que el tema ha sido tratado en las escuelas (con énfasis en los tipos de método anticonceptivos), resaltando la importancia de una formación integral en materia de sexualidad, derechos sexuales y reproductivos, afectividad y proyectos de vida.
  8. En síntesis , las adolescentes resaltan la necesidad de ser escuchadas, respetadas y participes de las propuestas y soluciones. Por ello, la implementación del Método de Intervención constituyen un desafío para la plataforma de instituciones llamadas a participar.
De interés  7 sitios webs para comprar, vender y posicionar tus productos en Venezuela

En la presentación de resultados la experta en Protección Social del BID, Xiomara Alemán, adelantó que Venezuela sería país pionero en la región al poner en práctica el Modelo de Intervención, haciendo además seguimiento del mismo. El proyecto para atacar el problema sería aplicado en cinco municipios de Miranda, llegando a 50 comunidades y se espera para 2016 tener los resultados para aplicarlo en todo el país, según reveló en rueda de prensa en el Hotel Ávila junto a autoridades del IDENNA en enero de 2015.

Riesgo y cultura popular

Especialistas han advertido del riesgo de un aumento en la tasa del embarazo adolescente, entre otras razones, por el descenso de la edad de inicio de las relaciones sexuales -alrededor de los 12-, mientras coinciden en varias razones: búsqueda de mejor relación madre-hijo por carencias afectivas, “prestigio social” en las comunidades populares o rurales por “convertirte en mujer”, protección y apoyo económico si el padre es un líder delincuencial así como una menor expectativa de vida a causa de la violencia.

Tesis  que se respaldan en el trabajo del sociólogo Alejandro Moreno del Instituto Venezolano de Investigaciones Populares. En sus columnas de opinión, entrevistas y conferencias ha indicado que en los barrios del país las familias son una “cadena de madres en el mundo-de-vida del venezolano popular” (que se contrapone al que llama “venezolano moderno”) y que en las comunidades populares se adquiere voz una vez que tienes hijos mientras hay un mecanismo de “expulsión del hombre” del núcleo familiar.

De interés  Grupo de Estudio del Oso Frontino rechaza liberación de hembra realizada por Minea en Mérida

Planes oficiales

En febrero de 2012 la Defensoría del Pueblo, con apoyo del Fondo de Población de Naciones Unidas, desarrolló el programa “Orientaciones Teóricas-Metodológicas para formar Púberes y Adolescentes en una sexualidad Saludable, Placentera y Responsable” para promover el conocimiento y ejercicio de los derechos sexuales y reproductivos desde los códigos de los más jóvenes junto al saber científico, también con el interés de tomar decisiones más libres, responsables e informadas para así reducir el embarazo adolescente, al mismo tiempo que la pobreza, la violencia y las infecciones de transmisión sexual.

El mismo surgió de una mesa de trabajo con los ministerios de Educación; Salud y Juventud, Instituto Nacional de la Mujer, Instituto Autónomo Consejo Nacional de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes (Idenna) y la Subsecretaría de Educación y la Fundación de Niños, Niñas y Adolescentes del Gobierno del Distrito Capital. En 2013 se publicaron además 10 cartillas para púberes -niños y niñas- y adolescentes.

Por otro lado, “De sexualidad sí se habla” es el programa impulsado por el Ministerio de la Mujer para prevenir el embarazo adolescente y difundir los derechos sexuales y reproductivos con enfoque de igualdad de género y Derechos Humanos en el período 2014-2019. En mayo las charlas habían llegado a centros hospitalarios del Zulia, así como a la Maternidad Concepción Palacios de Caracas, encuentros con jóvenes en Mérida y jornadas de colocación y distribución gratuita de métodos anticonceptivos, conversatorios, ensibilización y encuentros comunitarios. Además entre julio y septiembre de 2014 se realizaron eventos con 90 jóvenes provenientes de siete estados en Mérida y una charla para 400 adolescentes en Caracas.

En la siguiente infografía, podrá visualizar todas estas cifras.

 

Comentarios

Comentarios

Jeanfreddy Gutiérrez

Editor Adjunto de El Cambur. Licenciado en Comunicación Social de la Universidad Bicentenaria de Aragua, mención Comunicación y Desarrollo (2010). Egresado del programa Lidera de la Fundación Futuro Presente (2014) y del Diplomado de Periodismo del Tecnológico de Monterrey (2015). Fundador del Picnic Urbano de Maracay. Periodista ambiental y de datos.
Close Menu

Roda Saab Ganam. Empresario parte del entramado de Samantha Gray.
Highfrancys Herrera. Empresaria parte del entramado de Smanatha Gray y Candidata a la Asamblea Nacional por el PSUV.
Mary Luz Gianetti. Empresaria parte del entramado de Samanta Gray.
Samantha GRay en la portada de la revista Caracas dónde confirmaba su relación con Graterón.

Comentarios

Comentarios

De interés  Lanzan campaña "Tócate para que no te toque"